Posteado por: Lizer | noviembre 24, 2008

La Misa de la Alegría

Así se llama el invento folclórico-religioso celebrado hoy en La Seo de Zaragoza: misa del obispo y canciones religiosas a cargo del inmenso grupo (por número de componentes) Siempre así. La intención del proyecto es:

Lanzar al mundo, a través de la música, un mensaje de brazos abiertos, de participación, de amor a la vida y, sobre todo, de optimismo.

Hasta aquí todo en orden, porque con su fé y su voz cada uno hace lo que le viene en gana.

Ya no me parece tan bien que el Ayuntamiento colabore en el evento. Pero bueno, hay que ser respetuosos y se ha demostrado que hay gente a la que le ha gustado la iniciativa. Sorprende sin embargo, que cuestiones con mayor éxito desaparezcan del programa cultural de nuestra ciudad por falta de apoyo económico.

Lo que ya me parece tirando a mal es la presencia del Alcalde Belloch en primera fila, por lo tanto, en  condición de tal, representando a todos los zaragozanos seamos o no cristianos católicos apostólicos y romanos.

Suma y sigue Juan Alberto. Está que no para. No le da para atender a obispos y generales, para recibir (e izar) banderones y sermones, para mandar a otros a justificar las cuentas, para tener a algunos contentos con más recalificaciones. Y esto cada día huele peor. A incienso y sacristía. A pólvora y cuartel. A hormigón, cobre y níquel.

Esto apesta a gomina, caspa y naftalina.

Anuncios

Responses

  1. Belloch -como la mayoría de los alcaldes y de los politicos en general- es práctico, sea o no creyente. La feligresía de misa de doce también vota. Y hasta vota PSOE. Así que don Juan-Alberto ha de estar allí donde la cosecha de votos puede resultar ópima.

    Saludos.

  2. Sí, en el fondo no utópico esa es una parte del trabajo del político: el dejarse ver, el darse baños de masas y de sonrisas forzadas.
    Salud.

  3. …y observa que todos los acontecimientos con cierto boato llevan aparejada la misa solemne, tanto en Aragón como en España, donde hasta los llamados funerales de Estado empiezan/terminan con Rouco Varela y los de su gremio lanzando arengas y/o congojas vestidos con sus mejores galas… Esta circunstancia, si fuera puntual, no tendría la mínima importancia, pero es que la Iglesia Católica Apostólica y Romana está omnipresente en la vida pública de un territorio cuya Constitución asegura que es aconfesional.


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Categorías

A %d blogueros les gusta esto: